Teo y la máquina de ideas

Marcas que Construyen

Hoy en día cuando navego en la web me pasan dos cosas. Veo dos mundos. Uno donde las marcas comunican. Otro donde las marcan hacen y a través de eso, comunican. No es este el post donde me voy a poner a ahondar en este tema, que por hoy en día parece estar bastante latente y pone a agencias y marcas en una posición o muy retro o muy a la vanguardia. Claramente me parecen más interesantes los intentos de las marcas de proponer cosas para su público y ver el grado (o no) de éxito que eso tiene. Es de los pocas herramientas que tienen para tener una relevancia más o menos genuina, dejando atrás la comunicación discursiva. Es decir, si sos una marca crá, demostralo.

Y si hay marcas crá en la vuelta, una es Lego. Una marca con una tradición discursiva muy exitosa y que hoy en día trae un poco esto que les comento: un matiz en el plano de la acción, de la generación de contenido real.

¿Qué hicieron?

Una casa de Lego.

Ok, claro, otra casa de Lego, ¿con ladrillitos y eso? Si, claro, pero de verdad. Una casa que habiten personas, no con la que solo puedan jugar. El arquitecto danés Bjarke Ingels comenzó el proyecto en 2014 y el próximo 28 de setiembre será la gran apertura. Un espacio para 2.500 personas, que prevé a visita e 300.000 al año. Un lugar con un museo y por supuesto y como no podía faltar, zonas de juego para chicos y grandes. El sueño del niño, pero escala 1:1, por fin.

De esta forma el plano de la imaginación se funde con la realidad y los niños de todas las edades, comienzan a ver cuánto cuesta un pasaje a Dinamarca.

Comentarios
SUBSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER